Lumbociática : El dolor que viene y va

La edad no perdona amigos, bueno… ya sé que tienes menos de treinta, pero caminito, caminito a los cuarenta y subiendo y estoy seguro que alguno que me está leyendo, cuarentón seguro. ¡No te enfades!, yo también los tengo, “cuarentaytantos” y subiendo. ¡Me conservo bien!, eso digo yo cuando me miro al espejo, sin embargo mi mujer dice que me tengo que apuntar a algún gimnasio, ¿Yo al gimnasio?, a todos los que van allí les doy “mil vueltas”. No es que tengamos mucha edad, estamos “maduros”. Claro que al subir a mi Harley, se nota la madurez. Me canso más, necesito estirar los “riñones” e intento no pasar muchas horas conduciendo. Por supuesto que he elegido la “menos cómoda”. Una buena BMW me hubiese quitado la mitad de problemas. Pero… !hay amigo!, el problema de la edad, no te lo puede quitar ni BMW, ni Honda, ni nadie… y ese dolorcillo que te baja a la pierna derecha no es tanto cuestión de moto… no sé si me entiendes…

El resto de este reportaje de nuestro amigo Dragonrojo en Sportster.cc lo podéis leer en la revista para la que colabora pinchando el siguiente enlace:http://www.revistamotoviva.com

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: